Juan Ramón Rivas, un ‘3’ con físico de ‘4’ y calidad en los genes para La Antigua

El puertorriqueño es hijo del mítico jugador de Celtics, Baskonia, Barcelona y Cáceres, Ramón Rivas, aunque con distintas características sobre la cancha.

No es posible hablar de Juan Ramón Rivas, nuevo fichaje de La Antigua-CB Tormes sin hacer referencia a su padre, Ramón Rivas, el mítico jugador de Liga ACB que jugó una década en España, ganando una Copa del Rey en 1995 con Baskonia, una Eurocopa en 1996 con el mismo equipo y un título de Liga con el Barcelona en 1997.

Pero Juan Ramón Rivas (11/10/1994) comparte solo el nombre con su progenitor, ya que en la cancha son diferentes. El nuevo jugador de Salamanca es menos corpulento que su padre, que era muy reboteador y físico, mientras que él se desenvuelve con facilidad en cualquier posición de alero, sobre todo al ‘3’; puede tirar el balón al suelo y ayudar en el poste bajo, además de tener un buen rango de tiro. Es un jugador con carácter y con experiencia suficiente para marcar diferencias en esta posición en LEB Plata, donde llega de la mano de La Antigua – CB Tormes como el mejor escaparate para debutar en Europa.

En Europa, Rivas no ocupa plaza de extracomunitario, ya que su padre tiene la nacionalidad española, después de haberse criado baloncestísticamente en Estados Unidos: desde el instituto hasta la Universidad.

El nuevo jugador de La Antigua jugó 35 partidos en su carrera en la NCAA debido a una conmoción cerebral por un golpe a la cabeza en su primer año y una operación de un hombro y una fascitis plantar después. Sin embargo, Rivas ha debutado ya con la selección nacional de Puerto Rico en varias ventanas FIBA y en el pasado AmeriCup. Con el combinado nacional, su padre fue una figura destacada especialmente en la década de los 90, logrando el cuarto puesto en el Mundial de Argentina 1990 y disputando tres Juegos Olímpicos.